| Miercoles 21 de Octubre de 2020 |
08/08/2011 | 10:35hs
LOCALES
Una correntina, entre los mejores maestros del país
Nilda Sena se dedica hace 30 años a la docencia en escuelas rurales de la provincia. Fue seleccionada por “Maestros del corazón&a

Una correntina que hace 30 años se dedica a la docencia, principalmente en zonas rurales de la provincia, Nilda Beatriz Sena (50) fue reconocida por “Maestros del Corazón”, una institución nacional que elige a cuatro educadores de todo el país y a través del voto de la gente premia a uno de ellos. El resultado de la votación se conocerá el próximo 11 de septiembre, en el Día del Maestro.

Nilda contó en diálogo con época que cuando recibió la llamada en donde le informaban que estaba entre los cuatro docentes del país que fueron seleccionados para recibir la distinción, “no lo podía creer” y más aún porque es la única que representará a la provincia y competirá con tres maestros de Buenos Aires, Salta y Misiones.
Con 50 años de vida dedicó más de la mitad en la educación de sus queridos niños de escuelas rurales. Actualmente es supervisora y tiene a cargo 55 establecimientos educativos de Capital, Berón de Astrada y San Luis del Palmar.
Nació el 2 de mayo de 1961 y con tan sólo 20 años y un mes de recibida como maestra, Nilda comenzó a trabajar en una escuela rural de la provincia, donde encontró su primer desafío: sus alumnos sólo hablaban guaraní y los recursos de la escuela eran limitados.
De esa manera, comenzó su trabajo en las escuelas rurales descubriendo la importancia de la educación, no solo para los alumnos, sino también para los habitantes de la zona. Para Nilda, donde algunos ven carencias, ella ve grandes oportunidades.
En cada zona rural donde trabajó, fue descubriendo características únicas, logrando llevar a cabo diferentes proyectos para los niños y la comunidad.
En 1991 logró que se realizara la primera función de cine en San Luis del Palmar. Todas las escuelas fueron invitadas y con la ayuda del dueño del añorado Cine Colón de Corrientes, muchos niños pudieron ver por primera vez la proyección de una película.
Junto a los maestros de su escuela, ganó el concurso de proyectos innovadores PRISE en 1999. Logrando cumplir el sueño de un periódico escolar propio, donde los niños pudieron trabajar en talleres de periodismo utilizando computadoras.
Esta experiencia llevó a que en el 2001 pudieran ganar con un nuevo proyecto de talleres de oficio, abierto a todo el público de la comunidad rural. Un espacio donde la escuela estaba abierta al público, para la enseñanza en diferentes talleres donde la misma comunidad voluntaria los dictaba.
Estimulando las nuevas tecnologías, Nilda y sus alumnos lograron además la participación en el Atlas de la Diversidad Cultural, proyecto por el cual la escuela fue premiada con cuatro computadoras en el año 2005. Fuente: Diario Época

FM 101.7 "Estudios V.C."